Verrugas

 

Verrugas

Las verrugas son pequeños tumores benignos de la piel inducidos por el Virus del Papiloma Humano (VPH), por lo que su presencia indica que se ha contraído VPH. Sin embargo, no todas las personas infectadas por el VPH desarrollan verrugas. Las verrugas son en general pequeñas excrecencias cutáneas, duras, rugosas e indoloras, más frecuentes en niños que en adultos, si bien pueden desarrollarse a cualquier edad.

 


Dra. Eva Ciscar
Dra. Eva Ciscar

 

El laser es el método de preferencia en el tratamiento de todo tipo de verrugas independientemente de su localización.”


TIPOS DE VERRUGAS

- Las verrugas comunes suelen aparecer en pequeños grupos en el dorso de las manos y en los dedos. En ocasiones aparecen alrededor o debajo de la uña, especialmente si ésta ha sufrido algún tipo de traumatismo, corte o golpe (fenómeno de Koebner). Son más frecuentes en adolescentes y adultos jóvenes. Suelen presentar una superficie rugosa y queratósica de color amarillo o grisáceo.

- Las verrugas plantares son las que crecen en la planta y en los dedos de los pies. Cuando crecen en los puntos de apoyo del pie suelen estar revestidas de una capa de piel muy dura formando una placa compacta hundida dentro de la piel a causa de la presión. En este caso pueden llegar a ser muy dolorosas y se recomienda tratarlas rápidamente ya que la presión constante que se ejerce sobre ellas expande su superficie y disemina el virus. Cuando no crecen en puntos de apoyo del pie suelen ser más blandas, y aparecen en grupo formando lo que se denomina un mosaico de verrugas.

- Las verrugas planas suelen aparecer en gran cantidad, formando grupos de 10 a 50 verrugas usualmente. Se trata de las verrugas menos visibles por su apariencia rosada, blanda y lisa que se camufla mejor en el resto de la piel. Suelen aparecer en los brazos, en la cara de los niños, las piernas de las mujeres, y la barba de los hombres (probablemente a causa del afeitado).

- Las verrugas filiformes son verrugas que en vez de expandirse sobre la superficie de la piel se expanden a lo alto, formando un ramillete de fibras de tejido verrucoso. Suelen aparecer en el rostro, el cuello y los labios. Es altamente recomendable eliminarlas con rapidez ya que se infectan con más facilidad que otros tipos de verrugas.

- Los condilomas.



TRATAMIENTO CON LÁSER DE LAS VERRUGAS

La eliminación con láser de las verrugas puede efectuarse de dos maneras diferentes:

Mediante vaporización

En este caso el láser es utilizado como un bisturí de alta precisión con el que se quita la verruga. Los equipamientos láser mejor indicados para vaporizar tejidos son aquellos que tienen mayor afinidad por el agua: el láser de CO2, el láser Erbium-YAG y el láser de Neodimio-YAG. En función de la penetración necesaria para llegar a la raíz de la verruga, se elige uno u otro láser. El láser de Erbio es el más superficial, y es la opción más común para eliminar verrugas mediante vaporización ya que minimiza el riesgo de aparición de una cicatriz. Sin embargo, las verrugas más persistentes pueden requerir el uso de luz láser de mayor penetración. En particular se ha demostrado que el láser de Neodimio-YAG tiene afinidad por el ADN del virus VPH presente en las verrugas, por lo que su uso garantiza la eliminación del virus en el tejido, aunque entraña riesgo de aparición de una cicatriz.

 

Mediante coagulación del soporte vascular de la verruga:

Las verrugas desarrollan capilares sanguíneos para captar los nutrientes que las células verrucosas necesitan para mantenerse, reproducirse y expandirse. El láser de Dye Pulsado tiene afinidad por la hemoglobina que está presente en la sangre de estos capilares. Por lo tanto su aplicación sirve para coagularlos, “tapando” la circulación de sangre hacia la verruga. En unos días la verruga muere por desnutrición: el tejido verrucoso queda necrosado (se vuelve negro) y la verruga cae por sí sola. La eliminación de verrugas mediante coagulación no suele dejar cicatriz, aunque es importante no forzar la caída de la verruga necrosada para ello. Pueden ser necesarias varias sesiones para eliminar las verrugas más persistentes.

 

Tratamiento y seguimiento

En una primera visita de valoración un médico del Instituto de Fotomedicina identificará el tipo de verruga del paciente y seleccionará el láser en función de los siguientes criterios:

- Localización de la verruga: para las verrugas plantares, por ejemplo, se suele utilizar el láser de Dye Pulsado de 585nm con un 90% de eficacia al cabo de tres sesiones.

- Extensión, profundidad y cantidad de las verrugas a tratar

- Respuesta de la verruga a tratamientos anteriores: para las verrugas más persistentes se aplicará el láser de

Erbio, aunque habrá que valorar la capacidad de cicatrización del paciente previamente.

En el caso de las verrugas plantares tratadas con el láser de Dye Pulsado, es importante asistir a las visitas de seguimiento ya que es necesario drenar la verruga necrosada para evitar molestias al caminar.


 PREGUNTAS FRECUENTES DEL TRATAMIENTO CON LÁSER

¿Después del tratamiento láser desaparece definitivamente la verruga tratada?

Sí aunque pueden ser necesarias varias sesiones para poder eliminar la verruga definitivamente. Sin embargo, es necesario recordar que la presencia de una verruga quiere decir que hay infección por VPH, por lo que otra verruga puede aparecer en otro lugar.

¿Es doloroso el tratamiento?

Puede ser molesto, pero dependerá del tipo de láser que se utilice. En algunos casos puede aplicarse anestesia local para minimizar las molestias.

Recomendaciones para prevenir la aparición de verrugas

- Evitar ir descalzo en gimnasios, piscinas, saunas o lugares húmedos.
– Evitar el contacto directo con las verrugas de otras personas.
– Utilizar preservativo al tener relaciones sexuales.

Medidas a tomar si tiene o ha tenido verrugas

- Evitar rascarse.
– No morderse las uñas.
– Lavarse las manos con frecuencia y mantener las uñas cortas.
– Desinfectar y cubrir inmediatamente cualquier herida que aparezca, especialmente en manos y pies.
– No compartir objetos de higiene personal ni ropa con los demás: toallas, maquinillas de afeitar, calcetines, zapatos, guantes…
– No afeitarse ni depilar manualmente las zonas en donde hay verrugas.

Después del tratamiento láser

- Mantener limpia y seca la zona tratada.
– Evitar rascar la zona tratada.
– En el caso de los pacientes tratados con láser de Dye Pulsado: evitar forzar la caída de la verruga necrosada para no dejar cicatriz.
– En el caso de verrugas plantares: evitar grandes caminatas o actividades deportivas 5 días después del tratamiento.
– Consultar con el médico cualquier duda que pueda surgir.

¿En qué podemos ayudarle?

Déjenos sus datos ¡nosotros le contactamos!

Teléfono: 93 434 37 37
  • Formato correcto: "nombre@algomas.com"